Antropogénesis; historia de la humanidad (parte I)

La Etnología, unida a la concepción esotérica de la vida, nos ayuda en gran medida a formarnos una idea más o menos clara del “ascenso y descenso de las civilizaciones”. La antropología esotérica ahonda profundamente en el pasado, descubriéndonos el proceso evolutivo desde el primer vestigio humano hasta el hombre desarrollado de nuestros días. Como veremos, todo sigue un “plan”, todo sigue un arquetipo divino.

Los pueblos del mundo actual tienen sus civilizaciones, pero ninguna subsiste eternamente, y el destino de Nínive, Tiro, Grecia y Roma será el de todos. Unos desaparecerán sin dejar huella y otros en cambio dejarán a sus sucesores un gran mensaje de vida. La sabiduría arcaica nos enseña que cada evolución planetaria, desde su inicio hasta su plena expansión, contiene dentro de si y hablando desde el punto de vista de la humanidad, 7 razas raíces cada una de las cuales contienen a su vez  7 ramificaciones o subrazas. Nuestra actual raíz es la 5ª, por lo que se podrá deducir que antes de la nuestra han existido 4 razas raíces y que después emergerán aún dos razas raíces más, hasta completar las siete antes que termine el ciclo planetario de vida en este planeta.

antropogenesis

Ateniéndonos al curso de nuestras ideas más inmediatas y de acuerdo con el fin propuesto, podemos decir que cada tipo de raza con sus perspectivas subrazas, que van apareciendo cíclicamente en la Tierra, tiene el noble empeño de revelar un concreto y claro “arquetipo” de acuerdo con los arquetipos universales. El método que utiliza el ocultista avanzado para poder estudiar e investigar claramente y objetivamente lo que ha sucedido en el remoto pasado consiste en el desarrollo de la capacidad superior, que le permite entrar conscientemente en la Memoria del Logos planetario. Los registros Akáshicos son la memoria de la naturaleza, donde está almacenado todo el recuerdo de los tiempos, estos registros se encuentran en los planes superiores, donde a todo iniciado de cierto grado le es permitido acceder. Maestros e iniciados de generaciones pasadas y presentes han descubierto así los anales de la Tierra, leyendo en el Archivo de la Memoria del Logos, el gran caudal de conocimientos reunidos, que de este modo forman partes de las Enseñanzas Esotéricas.

Lo que hoy conocemos como ser humano, este ser tan sofisticado, cultivado, sensible, inteligente, creativo, físico, emocional, mental y espiritualmente concebido, es el resultado indudable de millones de años de evolución. Pero, ¿cuál fue su nacimiento, su razón de existir?; ¿cuál su desenvoltura, y cuál su meta o desarrollo final?. Porque al igual que una semilla contiene dentro de si toda la información y todo el potencial latente todavía, así el ser humano también fue semilla y sus frutos pronto dejarán ver la hermosura de su divina flor, para la cual toda ingeniería evolutiva de nuestro planeta trata de hacerla emerger.

antropogenesis

Veamos ahora cuáles fueron sus inicios y cuáles sus desenlaces, época tras época, raza tras raza, y pronto comprenderemos cuán sabia es la Divina Providencia.

Las Razas o Evoluciones humanas

        1ª)   La Raza Protoplasmática

2ª)   La Raza Hiperbórea

3ª)   La Raza Lemur

4ª)   La Raza Atlante

5ª)   La Raza Aria (la actual), compuesta por todas las Razas Pres.

6º)   La Futura Raza, en incipiente formación

7ª)   La Última Raza, el perfecto Hombre-Divino

En el próximo post, os hablaré sobre la 1ª Raza raíz, la Protoplasmática. No os lo podéis perder, hay información sorprendente y muy muy interesante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *